jueves, noviembre 13, 2008

Escribo un anuario. Pienso ¿qué pasó en el 2008? escribo frases como "y mientras tanto un nuevo año comienza". Hablo, obligadamente, de nuevas generaciones. Escribo sentada sobre mis rodillas, como una japonesa en la cocina, mientras el resto de la casa es sacudida por los pintores. Cambio superficial, limpieza de cara, no hay nada más profundo que la cara, nuevos colores, una temperatura diferente, bienvenido el calor.

3 comentarios:

Protervo dijo...

te feli, sos la única persona en la ciudad que está contenta con la calor.

(que mal es hablar del clima)

matias fernandez fernandez dijo...

por mi parte, con el calorcito estoy chocho.

La Criatura dijo...

si se tuesta la piel, que se tuesten las paredes, che
(el fin del año es de las generaciones shampoo)