viernes, septiembre 19, 2008

Sólo falta decirle

Nunca, nunca más, te quedes a dormir en mi casa.

3 comentarios:

Julie dijo...

este blog es increíble.
saludos.

chabán dijo...

muy bien, nicoleta
nada de promiscuidades

Protervo dijo...

No te confundas, el pibe se quedó porque salir a la calle a las 3 am es una fiaca.