domingo, abril 15, 2007

Looking for Little Miss Susan


Dice que hago todo lo posible para no parecer romántica y me regala flores, las tuvo todo este tiempo en la mochila, son naranjas, grandes, hermosas, yerberas creo que se llaman, le digo, pero no estoy segura, menos mal que no son rosas, no, las rosas no parecen ir con vos, no, no me gustan, les pongo agua, les busco un lugar, disuelvo una aspirina, así duran más, y me doy cuenta: es la primera vez que alguien me regala flores y no son mis papás ni Luis Pavesio.


4 comentarios:

molina dijo...

En el caso de Pavesio, su nombre podría ser también su apodo, no?

bet dijo...

El detalle delator: la colocación al lado del whisky.

Angelus dijo...

Totalmente de acuerdo: no recibir rosas. Ahora, datos estadísticos florales a mero modo informativo.

1-Normalmente a una edad te das cuenta de que si querés flores te las tenés que comprar, y no está nada mal, porque no hay que aguantar a nadie por las flores.
2-Si vienen de sorpresa, enhorabuena, me alegro por tí, me parece superdulce.
3-Los que más regalan flores son los tipos casados infieles, a sus amantes y a sus esposas, para tapar agujeros y culpas.

protervo dijo...

ojalá que te guste, el muchacho de las yerberas. jodido encontrar flores que no sean de romance o de velorio.