miércoles, junio 07, 2006

Nada peor que (Y nada lo explica)

Estar deprimida, que tu compañera de casa también lo esté, estar las dos re pasteadas un lunes a las tres de la mañana, ver en Hallmark una película donde Meryl Streep se está muriendo de cáncer, su hija Rene Zellweger también tiene serios problemas, el marido es un escritor medio looser y alcohólico y toda la historia es ver como Meryl se queda pelada, le duele todo, después anda en silla de ruedas, hasta morir de dolooor!!!! Y que en las propagandas, pasen una publicidad de otra película sobre el dilema en un caso de eutanasia, y otra donde una vieja enferma terminal y un nenito mogólico se van de viaje y cambian sus vidas.

Increíble canal.

Increíble noche.

6 comentarios:

Nikita la femme dijo...

Y por qué será que las películas de Hallmark siempre se ven como esfumadas?

Patinadora artística dijo...

ay, yo el otro día vi Castillos de hielo, es medio para Hallmark, no?

JT dijo...

Uhhh, si, esa me mató, yo quería ser patinador en mi adolescencia...

autobombo dijo...

Armemos un ciclo Hallmark, qué tanto con el cine independiente (como dice el ahora famoso Tomi Lebrero)

Matías Pailos dijo...

No no: cambien de canal ya mismo. (I-Sat fumado produce efecto similar, y sin tantas contraindicaciones.)

bb dijo...

Matias, ¿era en tu blog donde habia un "cuento de terror" de un nenito alumno tuyo? el otro dia intente encontrarlo, pero me fue imposible...si me pasas el link estaria buenisimo...