domingo, abril 30, 2006

El mago

Como lo hace cada miércoles en un café de París, don Jodorowsky ofrece tirarme el tarot (no, chicos, no, no estoy en París, él está en Buenos Aires). Y entonces me dice:
-A ver, haceme tu pregunta
Y yo no lo puedo evitar. "Y, mi pregunta tiene que ver con el amor".
-Me imaginaba, querés saber que va a pasar con el amor...
-Sí, sí, quiero saber si voy a volver a enamorarme- digo yo con tono algo cursi y me veo con la mirada hipnotizada por este abuelito canoso que tiene una mujer 37 años menor que él.

Y así fue cómo elegí mis tres cartas siguiendo un extraño orden. Él las volteó y empezó a reírse: "Vas a pensar que quiero quedar bien con vos, pero te juro que lo hago con toda honestidad -por eso no cobro-: mejores cartas no te podrían haber tocado".

Y las ordenó:

La rueda de la fortuna: "Un ciclo que se cierra y otro que comienza. Ya terminó, eso que viviste ya terminó"







El diablo: "Esta es la pasión. Pero te tenés que entregar a la pasión, sin miedo, sin desconfianza, entregate que acá hay mucha pasión".






El sol: "Esa pasión se puede convertir en amor. Acá, ves, vas a encontrar el amor y vas a dejar de estar enamorada de tu papá y todo eso".




(Dijo algunas cositas más que no recuerdo o no debería contar)


Y así termina Jodorowsky: "Mejores cartas no te podrían haber tocado, ¿qué más querés?
-Yo sólo quiero que me quieran.

4 comentarios:

Funes dijo...

¡Enhorabuena!

Nikita witch dijo...

Ya tengo el instructivo "la vía del tarot". Ahora sólo me faltan las cartas. Get prepared.

bb dijo...

UUUUh. Hay que tener cuidado. Puede ser muy sugestionante.....

Bola Ocho dijo...

¡Joder con Jodorowsky!